LOGIN para los seminarios gratuitos del Método Buteyko vía ZOOM:

https://zoom.us/j/98049913439?pwd=UWtWZGt5WlFxckhVbDVDdTVTZEgwUT09

 

ID de reunión: 980 4991 3439
Código de acceso: 246246

Seminarios introductorios:

Introducción al Método Buteyko + preguntas y respuestas con los instructores

El método Buteyko fue desarrollado en la década de 1950 por un médico científico ruso llamado K. P. Buteyko.

Su investigación exhaustiva lo llevó a descubrir que varios cientos de enfermedades crónicas podían ser explicadas científicamente como una consecuencia de respirar habitualmente por encima de la norma recomendada fisiológicamente, es decir, por la hiperventilación crónica.

Buteyko desarrolló una forma de medir el estado de la respiración llamada Pausa de Control, que sería la cantidad de segundos que puede pasar una persona sin respirar después de una exhalación normal hasta que aparece la primera incomodidad. Si su Pausa de Control es de 60 segundos, su respiración es perfecta.

Javier Borda y Nicolas Nessi discutirán sus resultados con el método Buteyko y los principios que hay detrás para la gestión general de la salud y para revertir síntomas de enfermedades crónicas.

Hoy en día las personas tienen una Pausa de Control de 20 segundos o menos, por lo tanto, dependiendo de la predisposición genética, típicamente sufren algún problema crónico de salud, intermitente o continuamente.

Cuánto más síntomas tengamos, de más maneras nuestro cuerpo está tratando de defenderse y compensar por las pérdidas de dióxido de carbono causadas por el síndrome de hiperventilación crónica.

Típicamente, los estudiantes experimentan mejorías en sus síntomas en los primeros días del Curso de Principiantes.

 

A continuación, una lista de condiciones crónicas en las cuales el Método Buteyko es efectivo:

 

-Desórdenes de la respiración: asma, bronquitis, EPOC, bronquiectasia, enfisema y fibrosis.

-Enfermedades cardiovasculares: hipo o híper tensión, mala circulación, enfermedad de Raynaud, válvula mitral débil, arritmia, taquicardia, venas varicosas, trombosis y colesterol.

-Niveles de energía: Fatiga crónica, esclerosis múltiple, cansancio, fatiga, recuperación pobre, fibromialgia.

-Desórdenes digestivos: reflujo ácido, diarrea, calambres, enfermedad de Croh, constipación, diverticulitis, colon irritable.

-Desórdenes del sistema inmunológico: TDAH, alergias, propensión a resfriados y gripes, colitis, enfermedad de Crohn, colon irritable, endometriosis.

-Desórdenes hormonales: Síndrome premenstrual, menopausia, diabetes, hipo/híperglicemia, hipo/hípertiroidismo, infertilidad.

-Desórdenes mentales: ansiedad, agitación, depresión, desorden bipolar, epilepsia, fibromialgia, cambios de humor, hipersensibilidad, pánico, reacciones de estrés, problemas de concentración y de atención.

-Desórdenes del sueño: Insomnio, sueño de baja calidad, apnea del sueño y ronquidos.

-Problemas en la piel: piel seca, eccema, piel sudorosa, psoriasis.